En un rincón de la clase, en las paredes, en los pasillos... En cualquier lugar de las aulas es posible que aparezcan cosas muy interesantes que, aún aparentemente desconectadas, irán cobrando sentido en el futuro. Y pueden hacer que se aprenda la Historia, y otras disciplinas relacionadas con las ciencias sociales, con interés y entusiasmo. Ese es nuestro objetivo.

lunes, 7 de septiembre de 2009

VIDA COTIDIANA EN EL CAMINO DE SANTIAGO

LA CONSTRUCCIÓN EN EL CAMINO


La necesidad de infraestructuras, principalmente puentes, iglesias, hospitales, hospederías, etc..., a lo largo del Camino fomentó la recuperación de técnicas constructivas que habían permanecido en el olvido. Éste gran número de construcciones fue asumido por talleres itinerantes, que tenían al frente una persona responsable de su ejecución; éste, denominado Magister operis, era el que poseía los conocimientos específicos para desarrollar la obra, al tiempo que era el encargado del acopio y transporte de materiales.
Los capataces organizaban el trabajo de los albañiles. Estos talleres incluían también cuadrillas de pintores, escultores, cortadores de piedra, talladores, pavimentadores, leñadores y carpinteros.
Detalle de diferentes herramientas de la época
LOS REMEDIOS DEL CAMINO
Con la especialización de los centros asistenciales, uno de los espacios del hospital era destinado al almacenaje de los remedios y de las medicinas que eran administrados a los enfermos. En los hospitales más importantes del Camino, este espacio se compartimentaba en varias estancias y también disponían de un pequeño jardín donde cultivaban las distintas plantas que, más tarde, servirían para elaborar los remedios medicinales.
En muchas ocasiones los tratamientos empleados estaban marcados por un fuerte componente mágico.
LA MÚSICA
La Edad Media fue testigo de grandes transformaciones en el campo de la música. Como consecuencia del auge económico y de la difusión de las lenguas romances, surgió la música profana, que tuvo protagonistas a los trovadores. La peregrinación a Santiago es, ante todo, de naturaleza ritual. De ahí que la música se convierta para los peregrinos en una manifestación más de lo sagrado. Prueba de la relevancia que tuvo la música en este ámbito lo constituye el Códice Calixtino, en el que se recogen las directrices de la liturgia que se celebraba en Santiago y en la que la música ocupaba un papel relevante.

No hay comentarios:

Publicar un comentario