En un rincón de la clase, en las paredes, en los pasillos... En cualquier lugar de las aulas es posible que aparezcan cosas muy interesantes que, aún aparentemente desconectadas, irán cobrando sentido en el futuro. Y pueden hacer que se aprenda la Historia, y otras disciplinas relacionadas con las ciencias sociales, con interés y entusiasmo. Ese es nuestro objetivo.

martes, 29 de septiembre de 2009

HISTORIA DEL LIBRO

La evolución del libro se debe a una serie de innovaciones tecnológicas que han permitido, con el paso de los siglos, mejorar la calidad de conservación de los textos y el acceso a la información, mejorando también, la manejabilidad y el coste de producción. Está íntimamente ligada a las contingencias políticas y económicas, así como a la historia de las ideas y de las religiones.

Los orígenes de la historia del libro se remontan a las primeras manifestaciones pictóricas de nuestros antepasados, la pintura rupestre del hombre del paleolítico. Con un simbolismo, posiblemente cargado de significados mágicos, estas pinturas muestran animales, cacerías y otras escenas cotidianas del entorno natural del hombre antiguo, que trataba de dominar las fuerzas adversas de la naturaleza capturando su esencia mediante su representación. Son el más antiguo precedente de los primeros documentos impresos de que se tiene memoria.

Durante la Edades Antigua y Media de la historia de la humanidad, época en que predominaba el analfabetismo, los libros eran escasos y costosos, pues todos estaban escritos a mano en grandes pergaminos que eran custodiados celosamente en algunas bibliotecas, como las de Pérgamo, Alejandría o Bizancio, de modo que las personas que querían instruirse en ellos debían viajar a dichas ciudades y solicitarlos. El acceder a un libro de la época era un trámite al alcance de pocos. Desde la antigüedad, predominaban la ignorancia y la superstición, pero se reconocía el enorme poder e influjo que tenía la información para quien decidía obtenerla; por eso, era celosamente guardada.

Se sabe que los chinos crearon el primer libro impreso en el año 868 d. C.

El libro en Europa
Los libros en forma de rollo de papiro o pergamino fueron más tarde reemplazados por el codex, un libro conformado de páginas y una espina, similar a los libros utilizados hoy en día. El codex o códice fue inventado durante los primeros siglos de nuestra era. Previamente a la invención y adopción de la prensa de impresión, todos los libros eran copiados manualmente, lo que hacía que fuesen caros y escasos.
Los libros eran copiados e iluminados por monjes en el scriptorium (sala de escritura) de un monasterio. Las lámparas y las velas estaban prohibidas para evitar los incendios, y los monjes no podían hablar para no cometer errores. Toda comunicación se mantenía mediante signos.
Durante la edad media, cuando sólo las iglesias, universidades y hombres pertenecientes a la nobleza podían adquirir libros, estos eran a menudo puestos bajo llave para evitar su hurto. Estos primeros libros fueron hechos con páginas de pergamino y vitela, pero desde el siglo X estos materiales fueron paulatinamente reemplazados por papel, ideado por los chinos, aunque fueron los árabes quienes transmitieron el proceso de elaboración del lejano oriente a Europa.
En el siglo XV, comenzaron a elaborarse algunos libros mediante impresión de bloques. La técnica de impresión de bloques consiste en tallar sobre una tabla de madera la imagen de cada página. La tabla con relieve era entintada y utilizada para crear numerosas copias. Sin embargo, elaborar un libro con este método resultaba un tarea premiosa, y sólo se utilizaba en ejemplares profusamente ilustrados o muy demandados.












Hoy día, no obstante, esta definición no queda circunscrita al mundo impreso o de los soportes físicos, dada la aparición y auge de los nuevos formatos documentales y especialmente de la World Wide Web. El libro digital conocido como e-book está irrumpiendo con fuerza cada vez mayor en el mundo del libro y en la práctica profesional bibliotecaria y documental. Además, el libro también puede encontrarse en formato audio, en cuyo caso se denomina audiolibro.

Biblia de Gutemberg


Los e-book, las nuevas tecnologías aplicadas a la edición de los libros del siglo XXI

http://es.wikipedia.org/wiki/Historia_del_libro

LA INVENCIÓN DE LA IMPRENTA


Intentando saber cuándo apareció el primer libro, hemos encontrado a un personaje, JOHANNES GUTEMBERG, a quien se considera el creador del primer libro con tecnologías modernas. Junto con Andreas Dritzchn experimentó para crear una imprenta: adaptó una prensa de madera de las que se usaban para la elaboración del vino en la que introdujo unos tipos de letra de plomo.
El primer alfabeto estaba integrado por más de 300 caracteres que permitían establecer enlaces entre las distintas letras de modo similar a como lo hacía la caligrafía empleada por los copistas de libros. El trabajo se realizaba en un ambiente de sigilo, pues las prácticas podrían ser consideradas heréticas.
En 1455 fue terminada la primera obra maestra del nuevo arte: la célebre Biblia "de 42 líneas", así llamada porque éste es el número más frecuente de líneas por columna en cada una de sus 1.280 páginas.
Contribuyó a la alfabetización del pueblo así como su acceso al conocimiento. Falleció el 3 de febrero de 1468 en su ciudad natal, Maguncia.
(Del folleto SEMANA DE LA CIENCIA Y LA TECNOLOGÍA 2007 EN MURCIA)

"La imprenta es un ejército de 26 soldados de plomo con el que se puede conquistar el mundo" , dijo Gutemberg.

Pero antes de eso, alrededor de unos 50 años, hubo otro inventor de la imprenta en China, Bi-Sheng, y otros soportes que se consideran los antecedentes del LIBRO, tal y como lo conocemos hoy.
Puedes saber más sobre Bi-Sheng pinchando este enlace.
Os lo recomiendo. ¡Muy interesante, aunque está en inglés!
Se agradecería la traducción del texto al castellano.

Pero la evolución del LIBRO la veremos en otra entrada del blog...
¿Nos seguirás?

viernes, 25 de septiembre de 2009

LA FUNCIÓN DE NUTRICIÓN


De nuevo, nuestro Rincón de los Tiempos
Hemos empezado un nuevo curso y con él hemos estrenado nuevos temas. Como siempre, el motor de nuestro trabajo es el Área de Conocimiento del Medio y aquí colgamos el primer proyecto del curso 09/10: el estudio de las funciones vitales.
En la función de nutrición intervienen una serie de órganos y aparatos, entre ellos el aparato circulatorio. Hemos aprendido que el científico que lo estudió fue un español llamado Miguel Servet... ¡Y os vamos a contar su vida!


Miguel Servet nació en Huesca (España) en el año 1511. Desde pequeño mostró una gran inteligencia y un gran interés por estudiar. Servet escribió en su juventud algunos libros en los que exponía su versión sobre temas religiosos y tuvo que huir del país porque sus ideas no coincidían con las de la Iglesia.
Se cambió el nombre para que no le pesiguieran y se estableció en París donde estudió medicina.
Servet pensaba que el alma humana residía en la sangre, lo que le llevó a estudiar la circulación sanguínea.
Descubrió cómo la sangre pasaba del corazón a los pulmones, donde se cargaba de oxígeno, y regresaba al corazón para ser distribuida por el resto del cuerpo.

Este circuito de la sangre ya había sido descubierto dos siglos antes por un médico árabe llamado Ibn-Nafis, pero en Europa no se conocieron estos hallazgos hasta que los difundió Miguel Servet.
Aunque trabajó mucho en medicina, seguía interesado por las cuestiones religiosas. Pero acabaron descubriendo su verdadera identidad y, finalmente, fue apresado y condenado a morir en la hoguera.

martes, 22 de septiembre de 2009

LOS GRANDES DE LAS MATEMÁTICAS

ADIVINA, ADIVINADOR...

Información aportada por Mara, Violeta, Marina, Miguel e Irene

Este curso empezamos las Matemáticas con unas cuantas adivinanzas. En las primeras páginas del libro aparecen las fotos de varios matemáticos famosos, entre ellos la imágen de la que se considera la primera mujer matemática de la Historia. Hemos buscado en Internet y en enciclopedias y esto es lo que hemos aprendido...

TEANO
Teano (siglo VI a. C), matemática griega. Fue discípula y esposa de Pitágoras, del que ya hemos hablado en este blog. http://masdehistoria.blogspot.com/2009/06/el-teorema-de-pitagoras.html

Enseñó en la escuela pitagórica y es considerada la primera matemática de la Historia.

NICOLO FONTANA
Niccoló Fontana, conocido también con el sobrenombre de Tartaglia por ser tartamudo (1500-1557), fue un matemático italiano famoso por haber ideado lo que se conoce como Triángulo de Tartaglia. Como se puede observar, en la cúspide del triángulo hay un 1, en la segunda fila hay dos 1, y las demás filas empiezan con 1 y terminan con 1, y cada número intermedio se obtiene sumando los dos que se encuentran justo encima.
El Triángulo de Tartaglia, llamado también de Pascal, es infinito. Podemos construir todas las filas que queramos.
¿Lo comprobamos?

SIR WILLIAM JONES
Es un matemático galés ya conocido de estas páginas (1675-1749).
Fue el primero que empleó como simbolo para representar matemáticamente el número PI.




JOHN FAREY (1766-1826)
Fue un geólogo y escritor inglés. Conocido por una construcción matemática llamada Sucesión de Farey. Las sucesiones de Farey reciben el nombre del geólogo británico John Farey, quién publicó una carta sobre ellas en un número de la revista Philosophical Magazine en 1816. En ella Farey conjeturó que cada término de la sucesión es el cociente de la suma de los numeradores y la suma de los denominadores de sus términos vecinos — aunque, por lo que se sabe, no llegó a probar esta propiedad. La carta de Farey fue leída por el famoso matemático Cauchy quien sí probó la afirmación de Farey en su libro Exercises de mathématique, prueba junto a la que se atribuye el resultado a Farey. Pero de hecho, fue otro matemático, un tal C.Haros, el que primero publicó un resultado semejante en el año 1812, aunque es prácticamente cierto que ni Farey ni Cauchy conocían tal hecho. Así es que, una vez más, un accidente histórico ligó el nombre de Farey con este tipo de sucesiones en lugar del nombre de su descubridor original.

domingo, 13 de septiembre de 2009

NOS PONEMOS EN MARCHA OTRA VEZ




Después de un verano que supongo ha sido muy agradable para tod@s, ha llegado el momento de "embarcarnos" en este nuevo viaje que nos va a llevar por muchos lugares y situaciones como mínimo interesantes, algunas veces muy curiosas y hasta incluso divertidas.
Vamos a estrenar aula, un aula amplia y cómoda, y ya está todo listo: pizarras, sillas y mesas, biblioteca, puntos de conexión para Internet, nuestros famosos diccionarios, los microscopios, el globo terráqueo y hasta algunos dinosaurios que alguien se dejó olvidados el curso pasado.

En el nuevo viaje que comienza nos acompaña esta bitácora otra vez. Si la estáis leyendo ahora mismo, veréis que hay entradas nuevas. En ellas os adelanto el contenido inicial del trabajo con el que vamos a empezar en nuestro "rincón de los tiempos" este curso: el último reino nazarí, algunas curiosidades del Camino de Santiago, la escultura griega... y que podéis ver a la derecha de la pantalla.
Atrás queda la Edad Media, pero veremos que hay que recordarla constantemente para entender lo que ocurrió después: se abrieron nuevos caminos por tierra y por mar, se rescataron saberes y autores olvidados, renació el pasado ignorado, los avances tecnológicos se multiplicaron... ¡Y mucho más...! De nuevo os digo: ¡En marcha!

Se han trasladado todas nuestras cosas de un extremo a otro del pasillo y así es como ha quedado la clase.

¡Nos vemos el lunes donde siempre!


Pincha sobre el horario y lo puedes descargar en tu ordenador.

Autor: Javier C. D.


Así hemos trabajado la primera semana del nuevo curso. ¡Lo que nos queda aún! ¡Y nos falta tiempo para todo! ¡Feliz curso de 2009!







El artístico horario de Marina B.M.








Calendario medieval dibujado en las paredes del Panteón Real situado en la Real Colegiata de San Isidoro de León. León (España).


Pincha en el enlace de abajo y disfruta con sus pinturas y decoraciones murales.


http://www.leon360.com/

lunes, 7 de septiembre de 2009

VIDA COTIDIANA EN EL CAMINO DE SANTIAGO

LA CONSTRUCCIÓN EN EL CAMINO


La necesidad de infraestructuras, principalmente puentes, iglesias, hospitales, hospederías, etc..., a lo largo del Camino fomentó la recuperación de técnicas constructivas que habían permanecido en el olvido. Éste gran número de construcciones fue asumido por talleres itinerantes, que tenían al frente una persona responsable de su ejecución; éste, denominado Magister operis, era el que poseía los conocimientos específicos para desarrollar la obra, al tiempo que era el encargado del acopio y transporte de materiales.
Los capataces organizaban el trabajo de los albañiles. Estos talleres incluían también cuadrillas de pintores, escultores, cortadores de piedra, talladores, pavimentadores, leñadores y carpinteros.
Detalle de diferentes herramientas de la época
LOS REMEDIOS DEL CAMINO
Con la especialización de los centros asistenciales, uno de los espacios del hospital era destinado al almacenaje de los remedios y de las medicinas que eran administrados a los enfermos. En los hospitales más importantes del Camino, este espacio se compartimentaba en varias estancias y también disponían de un pequeño jardín donde cultivaban las distintas plantas que, más tarde, servirían para elaborar los remedios medicinales.
En muchas ocasiones los tratamientos empleados estaban marcados por un fuerte componente mágico.
LA MÚSICA
La Edad Media fue testigo de grandes transformaciones en el campo de la música. Como consecuencia del auge económico y de la difusión de las lenguas romances, surgió la música profana, que tuvo protagonistas a los trovadores. La peregrinación a Santiago es, ante todo, de naturaleza ritual. De ahí que la música se convierta para los peregrinos en una manifestación más de lo sagrado. Prueba de la relevancia que tuvo la música en este ámbito lo constituye el Códice Calixtino, en el que se recogen las directrices de la liturgia que se celebraba en Santiago y en la que la música ocupaba un papel relevante.

EL CAMINO DE SANTIAGO

EL MUNDO MEDIEVAL
Tras la caída de Roma, una Europa Occidental fragmentada recuperó poco a poco la unidad a través del cristianismo. La nueva creencia promovió la idea del homo viator, un hombre que siempre está viajando en busca del Paraíso y la vida eterna.

Su cosmovisión diferenciaba un mundo conocido, el existente alrededor del Mediterráneo, de un mundo misterioso lleno de monstruos y seres extraños. El viajero que se aventuraba en esas tierras lejanas, con nombres de reinos bíblicos, nunca volvía. Un océano exterior rodeaba los tres continentes.
La búsqueda de la salvación eterna y de nuevos mercados más allá del mundo conocido dibujó, con el paso del tiempo, el mapa que hoy conocemos: el ir y venir de las gentes, las ideas y las mercancías generan cultura.

Todo ello tiene como punto de encuentro un camino cualquiera. En el conjunto de sendas que la Edad Media generó sobre Europa se configuró, al compás de experiencias y creencias, una primera conciencia común europea. El destino, por qué no, podría ser Santiago de Compostela.

¿Nos sigues en este nuevo viaje?
En el siglo IX, al eremita Pelayo le fue revelado mediante unas luces el lugar donde reposaban los restos del apóstol Santiago. Uno se pregunta cómo es posible que, en épocas tan remotas, el cuerpo del apóstol viajara desde Palestina al sur de Europa. En este texto de La Leyenda Dorada, de J. de la Vorágine podemos encontrar una explicación que transcribimos aquí:

"Poco después de que el santo fuese degollado, una noche alguno de sus discípulos [...], se apoderaron del cuerpo [...], llevándoselo consigo se embarcaron en una nave [...]. Conducida por un ángel del Señor [...] continuó hasta arribar a las costas de Galicia [...]."

Muerto el apóstol, sus discípulos, a escondidas, recogieron sus restos y los trasladaron en una barcaza de piedra desde Palestina a Galicia _Iria Flavia.
En este territorio, gobernado por la reina Lupa, los discípulos decidieron darle sepultura. Para ello solicitaron el permiso de la reina, quien supeditó su decisión a la superación de una prueba _la muerte de un dragón y la captura de los bueyes salvajes_. Superada la prueba y ante la hazaña, la reina se convirtió.

La Vía Láctea
El Camino de Santiago se representa tradicionalmente ligado a la Vía Láctea. Ésta indicaba el camino hacia Finisterre (del latín "finis terrae" o final de la Tierra) y, por lo tanto, hacia la tumba del santo.
De nuevo encontramos al ermitaño Pelayo, que descubrió unas luminarias que le guiaron hasta el sepulcro del apóstol en el campus stellae (Campo de la Estrella), la actual Compostela. El apóstol Santiago se apareció en sueños a Carlomagno, indicándole la ruta de estrellas que conducía a su tumba.
Los scriptoria
Los principales centros de difusión cultural en la Europa medieval eran los monasterios. El scriptorium era el espacio del monasterio donde los monjes copiaban, ilustraban y escribían libros. Las copias se realizaban para difundir las obras a otros monasterios o por encargo de los señores, que deseaban poseer un ejemplar de determinada obra. El proceso de copia era lento y laborioso y podía durar meses, incluso años.
El relato del descubrimiento cerca de Finisterre, de los restos de Santiago el Mayor se difundió por toda Europa a través de estos escritos.

Siguiendo el camino marcado por la exposición encontramos aspectos relacionados con la vida cotidiana y menos conocida del Camino de Santiago al que en otro espacio de la misma califica de camino de vida. Nos cuenta el panel que el Camino fue en la Edad Media una vía densamente transitada. Generó una gran diversidad de actividades e intercambios. Todo este movimiento hizo que las poblaciones por las que pasaba el Camino se convirtieran en mercados de mayor o menor importancia donde los productos locales se intercambiaban con aquellos que venían de otras tierras.

Otros aspectos interesantes del Camino serán descritos en otra entrada del blog.

¡No nos abandones!